¿Cuánto ha costado la gala de los Óscar?

Quién más y quien menos, todos conocemos la gala de los Óscar, y sabemos que es un lugar donde se hace gala, como su mismo nombre indica, de lujo, glamour y moda.

Además, los americanos no escatiman en gastos a la hora de organizar un evento audiovisual espectacular y llamativo. Desde el dinero que cuesta la promoción previa, a los acabados de decorados e incluso las flores frescas; hasta la famosísima alfombra roja, que por sí sola ya cuesta más de 25.000 dólares; o todos los pequeños detalles que rodean a los famosos, alquiler de limusinas, las propias estatuillas o los alimentos y bebidas de las fiestas que se realizan tras la gala en espectaculares fiestas privadas.

gala-oscars-coste

En este artículo vamos a desgranar el coste de esta Gala que se celebra una vez al año como reconocimiento a la excelencia de los profesionales en la industria cinematográfica. Decimos desde ya que a pesar de la inversión desmesurada para unas horas de glamour, la inversión es ampliamente recuperada.

Desgranando la inversión

Por ejemplo, en el 2012 la ceremonia costó 38,3 millones de euros y recaudó cerca de 89,6 millones, lo que supone un aumento de más del doble de la inversión inicial.

Además, la gala genera más de 2.800 puestos de trabajo para la preparación, desarrollo y recogida de todo lo relacionado con la gala.

Como hemos comentado, la alfombra roja está pensada para que brille especialmente para aquellos espectadores que disfrutan de la gala a través de la pantalla, consta de 1500 metros cuadrados y cuesta más de 25.000$. Las limusinas cuestan 100$ a la hora y las fiestas posteriores un total de 6 millones de $, mientras que las propias estatuillas entregadas a los galardonados tienen un coste de 50.000$.

El servicio de catering para la ocasión, siempre de la mano de los mejores chefs del momento a nivel mundial, puede rondar los 2 millones de euros y en ella se encuentran las delicatesen y productos más caros, como la trufa blanca, el caviar o el mejor champán del mundo, a 87.000 dólares las botellas.

¿Y de dónde proceden los beneficios tras la inversión?

Pues la respuesta es básicamente Publicidad. Desde los anuncios que se proyectan durante la gala a toda la publicidad que rodea la gala en cuanto a pancartas, los propios vestidos de las estrellas mediáticas o joyas que puedan lucir.

En concreto, el espacio de 30 segundos de publicidad se vende a 2 millones de dólares durante la retransmisión de la gala en directo. La mitad de lo que cuestan esos mismos segundos en el mayor evento deportivo y publicitario de EEUU, la Super Bowl.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*