Razones por las que visitar un concesionario de segunda mano

A los concesionarios de segunda mano les persigue el falso estigma de tratarse de lugares donde se ponen a la venta “coches usados”, en el sentido de que han sido “rechazados” por otros usuarios o que llevan un largo recorrido a sus espaldas.

Esto puede ser cierto en un mercado a pie de calle o entre particulares, pero si hablamos de concesionarios propiamente dichos, respaldados por grandes marcas y fabricantes, esta afirmación deja de ser cierta, convirtiéndose los concesionarios de segunda mano en una opción más a tener en cuenta a la hora de adquirir un vehículo sin temor que nos salga mala la compra, ¿qué más razones debemos considerar?

 

Concesionario coches ocasion

 Imagen: auto88.com

 

Más por menos

No nos debemos autoengañar: la razón económica es la de mayor peso en esta y otras tantas decisiones. Así, la opción de adquirir un vehículo en un concesionario de segunda mano siempre será la más acertada en este sentido: tanto si queremos un coche económico, o un coche que no lo sea tanto pero que se nos escapa del presupuesto si lo adquiriéramos recién salido de fábrica.

Esto aplica también a otros factores como la categoría del modelo que queramos adquirir: así, por el mismo precio o incluso más barato, podemos añadir prestaciones o potencia en el motor que no nos podríamos permitir de otra forma.

 

Un nuevo modelo económico en auge

Se acabaron los tiempos en los que segunda mano era sinónimo de “mercadillo”. Actualmente se ofrecen incluso las mismas garantías que en la compra de un coche totalmente nuevo, y siempre que nos cuidemos de acudir a concesionarios de primera categoría, jamás nos pondrán a la venta un vehículo que nos ocasione problemas a corto plazo.

Por ello, el estigma de que siempre lo nuevo es lo mejor debe empezar a desaparecer en una sociedad en las que las nuevas economías no sólo están en auge, sino que se cuidan por mantenerse y no verse “enfangadas” en malas reputaciones.

 

Un respaldo garantizado

El poder contar con el apoyo de grandes marcas supone contar también con su respaldo y reputación.

Ninguna de las marcas que vende tanto en mercados de primera compra como de ocasión, querrá que una mala gestión o la puesta a la venta de modelos que no ofrezcan grandes garantías, manchen su reputación, por lo que todo modelo que veamos expuesto tras la vitrina de cualquier concesionario bajo la bandera de una gran marca, significará que responde a todos los estándares establecidos por ella.

 

Los mismos servicios y garantías

Desde el establecimiento de un seguro, flexibilidad en la financiación, garantía de compra hasta talleres oficiales y multimarca, la compra de un coche en un concesionario de segunda mano ofrece las mismas facilidades que un vehículo totalmente nuevo.

Es por todas estas razones y otras tantas que podrás descubrir visitando el concesionario, conversando con los agentes de venta y sobre todo probando cada modelo, por las que el precio no debe ser el único factor condicionante, para lo bueno y para lo malo, que determine si la compra de un coche de segunda mano es la más acertada.

 

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*