5 formas de aprovechar los beneficios de los hongos

Desde los informes de National Geographic sobre el uso de enzimas de hongos como detergente super efectivo y seguro para el medio ambiente hasta la predicción de Whole Foods de que los hongos serán uno de los artículos más modernos del milenio, los hongos están indiscutiblemente robando el centro de atención actual.

Pero, ¿es de extrañar? Vinculado a una mayor inmunidad y asistencia con el control de peso, los hongos merecen cada centímetro de su apodo como un superalimento.

En este post te mostramos cinco maneras inteligentes de comenzar a aprovechar sus beneficios potenciales.

1. En vez de hamburguesas, champiñones portobello a la parrilla

Pocas cosas huelen tanto a verano como el olor de las hamburguesas en la barbacoa, pero reemplazar la carne procesada por champiñones portobello es una opción beneficiosa tanto para nuestra salud como para nuestra figura.

¿Por qué? Los hongos portobello son una excelente fuente de selenio, un nutriente vital pero fácil de perder que naturalmente apoya la salud del corazón y la función óptima de la tiroides.

Además, los hongos portobello suministran un tercio de nuestra necesidad diaria de cobre, otro nutriente esencial, que orgánicamente fomenta la salud de los huesos, la salud de los nervios y una mayor absorción de hierro.

Para una deliciosa hamburguesa de champiñones portobello a la parrilla, debes limpiar las tapas y quitar los tallos. Marina los champiñones con ajo, vinagre balsámico y aceite de oliva, y cocínalos a la parrilla durante aproximadamente 10 minutos.

Lo puedes servir en una rodaja de focaccia con rúcula, tomates secos, cebolla roja y un poco de queso de cabra.

Un extra nutricional: el International Journal of Food Sciences and Nutrition (Ee.UU.) descubrió que asar champiñones es uno de los mejores métodos para mantener su valor nutricional.

También te puede interesar: Hongo melena de León

2. Champiñones para el cuidado de la piel

Hace una década era impensable (para algunos incluso asqueroso) utilizar para el cuidado facial productos como el caviar o la baba de caracol.

Pero con las marcas líderes que promocionan ingredientes que van desde el veneno de abeja hasta el yogur griego, parecía solo cuestión de tiempo antes de que otros descubrieran los beneficios potenciales de los hongos para el cerebro, el cuerpo y la piel.

Utilizados en la medicina tradicional china por más de 7.000 años, los hongos han sido equiparados por mucho tiempo con la inmortalidad. Y con los informes de The Independent sobre los beneficios que incluyen el poder de “reducir el enrojecimiento visible, calmar la sensibilidad y la irritación” y dejar la piel “luciendo fresca y sintiéndose fuerte e hidratada”, ¿es sorprendente? Si bien una serie de nuevos productos presentan hongos, busque aquellos que específicamente incluyan shiitake, nieve o songyi; todos cuentan con el potencial de fomentar la elasticidad, un tono de piel más uniforme y suavidad.

3. Preparar una taza de té reishi

En la medicina tradicional china, Shen Nung Ben Cao Jing enumera los hongos reishi como un “tónico superior”. Altamente considerados y utilizados por la realeza china y taoísta, se creía que los hongos reishi reforzaban el bienestar general y evitaban los signos del envejecimiento.

La investigación moderna se ha centrado en los beneficios farmacéuticos y nutricionales del reishi, con los Institutos Nacionales de Salud afirmando su potencial para apoyar naturalmente la salud del hígado y detallando su notable inclusión de minerales (incluidos fósforo, sílice, azufre, potasio, calcio y magnesio).

Disponible como polvo y suplemento, los hongos reishi también se pueden experimentar y disfrutar en una taza de té reishi. ¿Prefieres los batidos? Prueba a añadir una cucharada de polvo de hongo reishi en tu próximo smoothie vegetal. Conseguirás una mezcla de aminoácidos y polisacáridos que puede promover precisamente lo que afirmaban los antiguos chinos: longevidad y bienestar.

4. Añádelos a tus recetas favoritas

Con tan solo 20 calorías por ración y enriquecidos con vitamina B, los hongos son una fuente inagotable de nutrientes, además de grandes aliados para nuestra figura.

A veces puede ser togo un reto lograr que lo más pequeños de la casa coman hogos o champiñones. Por suerte, su sabor suave permite que se puedan agregar fácilmente a muchos de nuestros platos habituales.

Los hongos pueden ser el perfecto acompañante de, por ejemplo, un plato de quinoa. También puedes incluir champiñones marsala picados en la pizza favorita de tu familia, mezclar champiñones shiitake, portobello o champiñones ostra en salsa de los espaguetis, tortillas y crepes; usar hongos enoki como base en las ensaladas. O únete a una de las tendencias más importantes del año saboreando una taza de café con champiñones. (Sí, existe).

5. Agrégalos al agua

Beber cantidades adecuadas de agua es fundamental para la salud en general. Pero incluso los más virtuosos entre nosotros admitiremos que siempre optar por el agua, o al menos el 98% del tiempo, puede volverse un poco monótono.

Si bien las rodajas de cítricos y pepinos siempre agregan brillo a un vaso de H2O, ahora puedes aprovechar los beneficios de los champiñones en agua enriquecida con nutrientes (no te preocupes, su sabor no es desagradable).

La mezcla de bebida de hongos medicinales fermentados orgánicos como cordyceps, reishi, agaricus blazei, shitake, maitake y colas de pavo, apoya naturalmente nuestra salud inmunológica, la digestión sana y la vitalidad óptima.

 

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Este formulario recopila su nombre y correo electrónico para que podamos comunicarnos con usted. Consulte nuestra política de privacidad para más información. Doy mi consentimiento para que esta web recopile mi nombre y mi correo electrónico. *